El Itinerario de Educación en la Fe para niños y niñas de 9 a 12 años

600 participantes del “Encuentro de Chiquis” viven, en Aranjuez del 5 al 6 de abril, en colofón de su “Aventura, Paso a Paso”.

Es un encuentro anual dirigido a niños y niñas de entre 9 y 12 años que participan, en sus centros juveniles, del Itinerario de Educación en la Fe (IEF). Cada año enmarcado en una campaña pastoral específica, en este curso enfocada en la Aventura de vivir, de descubrir destinos hermosos, conocer a las personas que nos acompañan y descubrir, sentir y celebrar que Jesús es el compañero de aventuras que propone a estos niños y niñas una gran aventura: el Evangelio.

La casa de Salesianos Loyola Aranjuez es la encargada, tradicionalmente, de acoger el “Encuentro de Chiquis” en el que participan Centros juveniles pertenecientes a la Federación Valdoco, tanto de Salesianos SDB como de Salesianas FMA.

En números, cerca de 600 personas han participado en él. 19 centros juveniles (Atocha, Carabanchel, Citycentro, Don Bosco Madrid, Juveliber, La Balsa, La Mode, La Rokosa, Maux, Naranjoven, Paseo de Extremadura, Pizarrales, Plaza, Pozo Don Gil, Alcalá de Henares, Savio, Soto, Valbosco y Las Aves), 440 chavales, cerca de 100 animadores y 45 colaboradores de equipo cero. Este año el lema del Encuentro ha sido “Una Aventura Paso a Paso”, propuesto desde inicio de curso en la campaña pastoral de la Inspectoría Salesianos Santiago el Mayor.

El encuentro se organiza entre lo lúdico, festivo, celebrativo y de convivencia. Los participantes conocen a otros chicos y chicas que están viviendo el mismo camino de educación en la fe que ellos, en otros lugares; todos tienen en común su amistad con Don Bosco y lo hacen a través de juegos preparados desde los mismos centros, pero también a través de momentos especialmente cuidados de grupos donde “las experiencias de nuestros chavales y animadores cobran protagonismo en torno a la Palabra de Dios y el Itinerario de Educación en La Fe que nos caracteriza”.

No faltó la velada salesiana animada por el mago David Calle y la Eucaristía dominical como clausura del encuentro, que fue preparada por todos a través de un juego y presidida por el delegado de Pastoral Juvenil de Salesianos SSM, Txetxu Villota.

Cada participante recibía un recuerdo del encuentro: pulseras que la Federación Valdoco ha adquirido para colaborar con el Proyecto Suriya de hermanamiento con los centros juveniles de Siria.

Algunos de los jóvenes animadores contaban qué supone este encuentro con los más pequeños de los Centros Juveniles: “Es complicado abarcar todo lo bueno que aporta, las amistades, las risas, los momentos de juego, conocer a gente nueva, compartir vida, etc. Más que nunca, se ha respirado el ambiente salesiano entre nuestros chicos y chicas y sus animadores. Más que nunca hemos estado presentes entre ellos. Caminando. Avanzando, Creciendo. Acompañando. Procurando hacer que se sientan queridos, como nos decía Don Bosco. Dejando que Jesús se adentre un poco más en cada uno de nosotros y mostrándolo con mucho amor en miles de formas en miles de recuerdos vividos durante este fin de semana y que quedarán en la memoria de nuestros chavales”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.