El Premio Don Bosco presenta su edición más innovadora gracias a un espacio virtual adaptado a la Covid-19

Mobiliario autodesinfectante, una red de alerta Covid o un medidor de la calidad del aire son la demostración de que el talento y  la investigación de los jóvenes participantes en esta del Premio Don Bosco puede ayudar a la sociedad en la lucha contra la Covid-19. Treinta proyectos de 19 centros procedentes de 9 Comunidades Autónomas participan en la 34 edición de un certamen por el que ya son más de 2000 los alumnos que han representado al Premio Nacional Don Bosco durante sus tres décadas de vida.

Debido a la situación sanitaria causada por la Covid-19, la 34 edición del Premio Nacional Don Bosco se celebrará de forma telemática en su totalidad. El 9 de marzo, a la 9:30 horas, tuvo lugar la inauguración con un pase privado en el Entorno Virtual creado para la ocasión, junto con la retransmisión en las redes sociales con el hashtag #PdB34ed.

Algunos de los proyectos innovadores contra la  Covid-19 son:

El proyecto ‘Family Booth’ busca dar una segunda vida a las cabinas telefónicas callejeras y convertirlas en un punto tecnológico favoreciendo el acceso a las nuevas tecnologías para los más mayores “Nuestros seres queridos se encuentran aislados por la situación sanitaria que vivimos o porque se encuentran lejos y no pueden desplazarse. Nuestro proyecto pretende humanizar las comunicaciones tecnológicas” explican los autores.

 

Con ‘Clean Air Systems’ se realizaría una instalación de control de transmisión de enfermedades aplicada a un colegio, aunque también sería aplicable a centros de trabajo o cualquier otro edificio público. Esta instalación contará con un control de accesos según temperatura corporal, control de aforo, de ventilación en función de la calidad del aire, un sistema de ventilación seguro, dispensadores de hidrogel y de mascarillas automáticos de mascarillas y un punto de control gráfico y único para todo el centro.

Para garantizar la calidad del aire en un espacio cerrado ‘COncentra2’ propone la medición de los niveles de concentración de CO2 en el aire. La novedad de este proyecto es la utilización de varios medidores, realizados con un sensor de CO2 basada en la programación Arduino, que envíen sus mediciones a un servidor web, al cual poderse conectar a través de una aplicación móvil y monitorizar todas las mediciones, para así poder realizar las acciones necesarias de ventilación de los recintos.

El proyecto titulado ‘Mobiliario Auto Desinfectante’ ofrece una solución para desinfectar el mobiliario urbano de manera automática, aumentando así el control y disminuyendo las labores del personal de limpieza.

La ‘Red de alerta covid para centros educativos’ es un sistema de alerta consta de una red de sensores que miden el CO2 acumulado en las aulas y envían periódicamente a un servidor que es capaz de monitorizar, analizar y representar en una pantalla el estado de ventilación de cada aula. “También actúa emitiendo avisos vía correo electrónico, telegram u otras plataformas de redes sociales cuando la situación en un aula excede el nivel aceptable de riesgo por acumulación de CO2” añaden los creadores.

Otros proyectos de esta edición proponen innovaciones en el campo de la inteligencia artificial, la robótica, las energías renovables o la realidad aumentada, siempre con el objetivo final de contribuir a la mejora de la sociedad.

 

Según Merche López, directora del colegio salesiano de Zaragoza “Para alumnos y tutores concurrir a este certamen supone un estímulo de las capacidades innovadoras, tomar conciencia de la importancia de la investigación y de las posibilidades que ellos mismos tienen de contribuir en la mejora de la sociedad”.

A lo largo de las distintas ediciones se ha logrado involucrar a mayor número de empresas y entidades que ven en este certamen una cantera de talentos y de proyectos interesantes. “Todos los años hay empresas importantes que llegan a acuerdos con los jóvenes investigadores para hacer realidad sus prototipos” añade la directora.

La exposición virtual

Debido a la situación sanitaria causada por la Covid19, la 34 edición se va a celebrar de forma telemática en su totalidad, para ello la organización ha creado un Espacio Virtual de Exposiciones  donde se podrán visitar los stands de cada proyecto participante, contactar con los autores y ver en primicia la maqueta y el prototipo del proyecto. Desde el Espacio Virtual se accederá a todos los actos programados del evento.

Agenda del evento

Tras la inauguración del evento a primera hora del 9 de marzo quedó abierta la exposición durante las 24 horas del día y hasta el 11 de marzo a las 18’30,  cuando tendrá lugar la Ceremonia de Entrega de los Premios, con la participación de la directora de ITAINNOVA, Ester Borao y el co-fundador de ARDUINO, David Cuartielles, donde se conocerán los proyectos premiados. A continuación cerrará el acto el Director General de Innovación y Formación Profesional del Gobierno de Aragón, Antonio Martínez  clausurando la presente edición y abriendo la 35 edición.

La presentación de los proyectos a los tribunales tendrá lugar el 10 de marzo de 10 a 18 horas. Los autores de los proyectos estarán disponibles en sus respectivos stands para presentar los mismos de forma virtual el 9 de marzo de 16 a 20 horas y el 10 de marzo de 9 a 14 horas.

Román Abadías, subdirector de I+D de Teltronic, impartirá la conferencia ‘Piensa en grande’ el miércoles a las 18’30 horas, mientras que el juveves 11 de marzo se ofrecerá la ponencia ‘Investigación y emprendimiento’ por parte de la Universidad San Jorge.

El Premio Don Bosco

El Premio Don Bosco es un reconocimiento al emprendimiento, al trabajo en equipo y a la innovación. Desde su creación en 1984 este concurso ha logrado hacer importantes contribuciones en el ámbito de la educación y en las relaciones entre el mundo académico y empresarial.

Por un lado, ha dignificado la Formación Profesional, sacando la mejor versión de esta opción formativa que ha demostrado ser el camino para preparar a futuros profesionales que sepan dar respuestas a las demandas del mercado laboral. Por otro lado, ha logrado implicar a instituciones públicas, universidades y empresas que en calidad de patrocinadores, colaboradores o proveedores han unido sus intereses a favor de la innovación tecnológica promovida por jóvenes. Los Premios Don Bosco son además un escaparate de iniciativas emprendedoras aplicables a futuros proyectos de empresa.

Desde su comienzo ya han participado en el Premio Don Bosco 1977 alumnos, acompañados de 710 tutores procedentes de 505 centros educativos de toda España.

Enlace de la exposición

https://virtual.premiodonbosco.es/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.