La Familia Salesiana, consagrada a María Auxiliadora

Animados por el Rector Mayor, padre y centro de unidad de la Familia Salesiana, y en comunión con toda la Iglesia, los diversos grupos que comparten el carisma de Don Bosco en estos días han implorado la intercesión de María Auxiliadora para pedir a Dios el fin de la pandemia, el alivio de los afligidos y la salvación eterna de los que el Señor ha llamado. Hoy, 24 de marzo, conmemoración mensual de María Auxiliadora, este viaje espiritual se cumple en el Acto de entrega a María Auxiliadora.

Don Bosco dijo muchas veces: «Es imposible llegar a Jesús sin pasar por el amor a María»; «María siempre ha sido mi guía. Quien pone su confianza en Ella nunca será defraudado»; «Confíe en María Auxiliadora y verá lo que son los milagros»; y otra vez: «Si quiere obtener gracias de la Santísima Virgen, haga una novena».

Por esta razón, siguiendo los pasos del Fundador del gran árbol de la Familia Salesiana, hoy día, a nivel individual, en las casas y las comunidades, en diferentes momentos y en diferentes idiomas, se eleva una única petición de todo el mundo.

La invitación a todos, y especialmente a los jóvenes, como ha subrayado el Rector Mayor, P. Ángel Fernández Artime, es a recitar el Santo Rosario y luego pronunciar el Acto de Entrega a María Auxiliadora.

Texto del Rosario y el Acto de Entrega

VÍDEO

Eucaristía y Consagración a María Auxiliadora desde España
Los Salesianos en España se unieron también a la Consagración. En Mohernando (Guadalajara), se celebró una Eucaristía presidida por el nuevo Consejero Regional para la Región Mediterránea, Juan Carlos Pérez Godoy, en la que se hizo la Consagración a María Auxiliadora. En su homilía, el Regional recordó que «Jesús es el Agua que sana la enfermedad y también el pecado, que es alejarse de Dios». Pérez Godoy agradeció el trabajo de tantas personas que están afrontando en primera línea la crisis provocada por la pandemia del coronavirus. También invitó a imitar a Don Bosco, «haciendo visible al Invisible», a Dios, que sigue con nosotros en medio de esta situación de dolor. Y concluyó señalando que «estamos bajo el manto de María Auxiliadora. Queremos poner a todo el mundo bajo su protección».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.