La Pastoral debe ser la finalidad fundamental de toda nuestra acción educativa y social

Así lo expresaba Chema Blanco, coordinador de Plataformas Sociales de Salesianos Santiago el Mayor, al finalizar el primer encuentro formativo de coordinadores de pastoral de las Plataformas Sociales Salesianas de la Inspectoría.

En este primer encuentro han participado 25 personas, coordinadoras locales de pastoral de las Plataformas. Son las responsables de la dinamización de la pastoral con el equipo educativo de cada plataforma y forman parte de los equipos locales de la obra, para coordinarse con el resto de ambientes.

El encuentro estaba previsto en mayo del curso pasado, pero con el confinamiento se decidió retrasarlo para el primer trimestre de este curso con la idea de hacerlo de manera presencial. No siendo posible, se ha optado por realizarlo en formato online. “No merece la pena retrasarlo más”, afirmaba el propio Chema Blanco en la convocatoria enviada a cada coordinador.

En el encuentro también participaba el Delegado Inspectorial de Pastoral Juvenil, Xabier Camino, quien junto con su agradecimiento por el especial esfuerzo que está exigiendo este año 2020 y por la labor que se realiza en cada delegación, presentó la motivación de este primer encuentro.

Acompañar la dimensión pastoral de las Plataformas Sociales

El encuentro partió de la afirmación que recoge el nuevo Plan Marco de Pastoral de las Plataformas Sociales, que expresa: “Cuando hablamos de acción pastoral hablamos de una manera de vivir y cuidar a las otras personas. Es la pedagogía que utiliza el ´Pastor Bueno´ en el evangelio, que no es otro sino Jesús de Nazaret. Esta manera de vivir y acompañar a las personas, es el modelo que tenemos todos los educadores y educadoras salesianas, sea cual sea nuestro campo de intervención”.

Xabier Camino planteó el desafío de la inspectoría Santiago el Mayor en este punto: “la propuesta es acompañar la dimensión pastoral en las plataformas sociales: una dimensión nuclear, transversal, que atraviesa todo lo que somos y hacemos, todo lo que –con el estilo de Don Bosco– ofrecemos a los niños y jóvenes más vulnerables, así como a sus familias, y garantizar que esté integrada dentro de la pastoral orgánica de cada Casa y de la Inspectoría”.

Desde el Plan Marco de acción pastoral al plan local

El Plan Marco de Acción Pastoral de Plataformas Sociales trata de concretar el modo de llevar a cabo la pastoral juvenil salesiana en el ambiente específico de las Plataformas.

Parte de la realidad de las personas participantes y equipos educativos de las mismas. Se inspira en el modelo del Buen Pastor del Evangelio y de Don Bosco. Indica cómo cuidar y acompañar a las personas de las plataformas en clave pastoral.

A partir de este Plan Marco cada Plataforma a lo largo de este curso va a elaborar su Plan Local “que garantice el cuidado de esta dimensión, con propuestas sencillas pero significativas”, explica Chema Blanco.

Buenas Prácticas pastorales

Algunas de estas propuestas se hacen realidad en las buenas prácticas que se desarrollan en las delegaciones:

La experiencia «Dar por dar», llevado a cabo en el recurso residencial de Zuen Etxea de la delegación de País Vasco, Navarra, Cantabria y La Rioja.

«Chalak» de la delegación de Asturias y Castilla y León sobre educación en la interioridad, llevada a cabo en el programa Conexión de Burgos.

La metodología de la aplicación del propio plan pastoral en los programas de la Plataforma Pan Bendito de la Delegación de la Comunidad de Madrid y Castilla-La Mancha.

Las celebraciones interreligiosas de la plataforma social de Ourense, perteneciente a la delegación de Galicia.

En los equipos directivos territoriales y locales hay un coordinador de formación y pastoral que asegura el desarrollo de ese plan.

“Es importante este paso que estamos dando, afirma Chema Blanco. Este año, y siempre, hablamos de poner especial atención en cuidar y acompañar a las personas. Ese es el objetivo fundamental de la pastoral.

Las personas participantes y los equipos no necesitan solo cualificación profesional, recursos, etc., necesitan también cuidado de su interioridad, razones para la esperanza, raíces para su compromiso, espacios para compartir su fe con otras personas… y este plan de pastoral intenta que esto sea una realidad en todas nuestras plataformas”.

Todo lo que se hace en una plataforma (acoger a una persona, una entrevista de orientación, una clase, jugar en el patio, etc.) es pastoral si se hace con corazón pastoral, «porque debe ser aquello que da el sentido más profundo, la fuente inspiradora, la finalidad fundamental de toda nuestra acción educativa y social. Una dimensión que reforzamos, expresamos y celebramos a través de acciones concretas”, concluye Blanco.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.