Los días de la sonrisa para el Rector Mayor en Mozambique

En la tarde del jueves 23 de noviembre, el Rector Mayor, P. Ángel Fernández Artime, acompañado por el P. Horacio López su secretario, el P. Américo Chaquisse Consejero de la Región África-Madagascar, y el P. Marco Biaggi Superior de la Visitaduría de Mozambique; regresó a Maputo, la capital, después de dos días dedicados a visitar las casas salesianas en el centro de Mozambique, y participar del consejo de la Visitaduría.

Antes de asistir al encuentro, el Rector Mayor concurrió a una ceremonia en el Instituto Superior “Dom Bosco” (ISDB), que incluyó la bendición de una estatua de Don Bosco donada por el Ecónomo General, Sr. Jean Paul Müller; y luego plantar un árbol como “un homenaje a todos aquellos que se comprometen a formar a los educadores de los jóvenes”, manifestó el P. Á.F. Artime.

En la Sede de la Visitaduría participó en el Consejo Inspectorial y posteriormente tuvo un encuentro con el Arzobispo de Maputo, Mons. Francisco Chimoio y Mons. Edgar Peña Parra, Nuncio Apostólico en Mozambique.

El viernes 24, el Rector Mayor inició la mañana con el rezo de Laudes y con la presencia de 16 novicios salesianos. Inmediatamente después tuvo un encuentro con todos los salesianos que trabajan en el país y les recordó la importancia del compromiso misionero y la formación religiosa. El encuentro concluyó con la celebración de la Santa Misa en la sede de la casa Inspectorial de las FMA donde finalizó el día con las “buenas noches salesianas”.

El sábado 25, el Rector Mayor dedicó la jornada a la Familia Salesiana (FS) y a los jóvenes. Presidió la celebración de la Eucaristía con la presencia de 1.500 fieles en la parroquia “San José” del distrito de Lhanguene. Después de la Santa Misa tuvo el encuentro con la Familia Salesiana a quienes expresó palabras de aliento en vistas del crecimiento de los valores Evangélicos y de la identidad carismática. Por la tarde el Rector Mayor se reunió con los jóvenes del Movimiento Juvenil Salesiano (MJS), a quienes les invitó a practicar el discernimiento para descubrir su propia vocación.

El domingo 26 de noviembre, antes de partir al aeropuerto, el Rector Mayor celebró la Eucaristía en la Casa Inspectorial. Saludó a los hermanos manifestando: “Quiero agradecer a Dios por tantas vidas hermosas que he encontrado y por los momentos intensos que he vivido en estos días. Diría que ayer fue el día de la sonrisa”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.