Oratorio salesiano

La humilde voz de Dios Din-don-din-don… din-din-doooon… Así sonaba mi voz de campana. El maestro campanero que fundió cobre y estaño, para dar forma a mi cuerpo de bronce, logró un sonido limpio y claro. Nací en la fundición del maestro campanero Mazzola di Valduggia. Mis escasos veintidós kilos de peso no me permitían albergar…

José J. Gómez PalaciosCategorías Blogs, Las cosas de Don BoscoPublicado el 1Etiquetas , , , , , ,

Registro exhaustivo en el Oratorio Era yo una caja de madera. Ninguna ornamentación resaltaba mi figura. Una mano de pintura marrón y otra de barniz pregonaban mi humildad. Nací vacía por dentro y adusta por fuera. Ocupaba un rincón en la modesta habitación de Don Bosco. Cuando el sacerdote hacía girar la llave y abría…

José J. Gómez PalaciosCategorías Blogs, Las cosas de Don BoscoPublicado el Etiquetas , , , , ,

Sacando brillo a la vida El sol invernal intentaba caldear las paredes de la iglesia de San Lorenzo. Se presentía la Navidad. Mi dueño era un muchacho de once años: cuerpo enjuto y pequeño, manos manchabas de betún y cabello ensortijado asomando bajo un raído gorro de lana. Estaba orgullosa de ser la caja de…

José J. Gómez PalaciosCategorías Blogs, Las cosas de Don BoscoPublicado el Etiquetas , , , , , ,

Una desacostumbrada liturgia Era yo la mitra de monseñor Fransoni, arzobispo de Turín. Desde hacía quince años le acompañaba a todas las ceremonias. Me cabía el honor de cubrir su cabeza en los momentos más solemnes. Mi cuerpo estaba cubierto por una rica tela de color crema. Adornos verticales bordados en oro serpenteaban por la…

José J. Gómez PalaciosCategorías Blogs, Las cosas de Don BoscoPublicado el Etiquetas , , , , , ,

El árbol de la vida Todo cambió cuando llegaron ellos. Los silencios de mis inviernos se poblaron con sus voces. Descubrí un motivo para esperar la primavera. Mi sombra resguardó del sol del verano a los muchachos de Don Bosco. Yo era una morera: un árbol recio crecido junto a la tapia de la casa…

José J. Gómez PalaciosCategorías Blogs, Las cosas de Don BoscoPublicado el 1Etiquetas , , , , ,

La utilidad de las cosas inútiles Finalizaba el mes de junio. El Oratorio vestía sus mejores galas para celebrar el onomástico de Don Bosco y la fiesta de san Luis Gonzaga. Éramos tres barriles. Estábamos formados por duelas, que así se denominan las piezas de madera curvadas que otorgan ese perfil redondeado de los buenos…

José J. Gómez PalaciosCategorías Blogs, Las cosas de Don BoscoPublicado el Etiquetas , , , , , , , ,

Mitigando cansancios, acunando sueños Somos ocho camas de madera. Nacimos en la carpintería de Bruno Rossi, maestro ebanista de Turín. Siempre recordaremos aquel taller donde vimos la primera luz. Olía a madera recién cortada, a pintura y a barniz. Nuestros primeros días fueron como una fiesta. No cesábamos de intercambiar miradas cómplices. Nos apasionaba nuestra…

José J. Gómez PalaciosCategorías Blogs, Las cosas de Don BoscoPublicado el Etiquetas , , , , , , , ,

Aprendiendo a rezar una nueva Avemaría «Ave María, gratia plena, Dominus tecum, benedicta tu in muliéribus, et benedictus fructus ventris tui Iesus…». Una y otra vez repetíamos a coro el Avemaría en latín. Y es que los rosarios que nacemos en la Ciudad del Vaticano, debemos partir desde aquí con la lección bien aprendida. Entre…

José J. Gómez PalaciosCategorías Blogs, Las cosas de Don BoscoPublicado el Etiquetas , , , , , , ,

Un refugio para el invierno Era yo un caserón vetusto y antiguo. Nueve amplias habitaciones formaban mi planta baja. Dos escaleras de madera daban acceso a otras tantas estancias en el piso superior. En otros tiempos albergué también una espaciosa bodega, un granero y un establo. Cada primavera contemplaba cómo reverdecían los prados. Cada verano…

José J. Gómez PalaciosCategorías Blogs, Las cosas de Don BoscoPublicado el Etiquetas , , , , , ,

¿Sabes silbar? Fiu-fiu… Fiu-fiu-fiu. Fiuuu. Soy un humilde silbido. Vivo acurrucado en el interior de mi dueño. Estoy siempre dispuesto a brotar por entre sus labios fruncidos. Aunque mi cuerpo es tan sólo un leve soplo, mi melodía deja flotando sonrisas en el aire. Pertenezco a un joven albañil huérfano. Amamantado en la soledad. Crecido…

José J. Gómez PalaciosCategorías Blogs, Las cosas de Don BoscoPublicado el 1Etiquetas , , , , , ,