Los senderos de la gloria no conducen sino a la tumba

22 junio 2022

Thomas Gray (1716-1771), poeta inglés del prerromanticismo, erudito clásico y profesor de historia en la Universidad de Cambridge, uno de los llamados poetas de cementerio, en su Elegía sobre un cementerio de aldea (1751), que se cree compuso en el cementerio de Stoke Poges en el condado de Buckinghamshire (Inglaterra), escribió: «Los senderos de la gloria no conducen sino a la tumba». Esta cita sirvió para inspirar el cuadro del pintor inglés Christopher Nevinson (1889-1946), Paths of glory (que representa los cadáveres de dos soldados británicos muertos tendidos boca abajo en el barro entre alambre de púas, sus cascos y rifles) y la novela Caminos de gloria (1935) de Humphrey Cobb (1899-1944), basada en hechos reales ocurridos en la primera guerra mundial. Esta obra fue adaptada e inspiró a su vez la película Senderos de Gloria en 1957 del director estadounidense Stanley Kubrick (1928-1999). Su guion fue rechazado por varios estudios cinematográficos hasta que Kirk Douglas (1916-2020) lo impulsó y consiguió que lo produjera United Artist aunque con un bajo presupuesto. Fue un éxito de crítica y catapultó al director, que entonces tenía 28 años, a la fama y al prestigio. La película resultó muy incómoda para algunos países de Europa (en España no se estrenó hasta 1986). Sin embargo, se convirtió en una película antimilitarista de culto y quizás pueda enseñarnos algo sobre la guerra que estamos viviendo en esta vieja Europa tan regada por la sangre de nuestros semejantes.

Uno de los pintores españoles más reconocido internacionalmente, Francisco de Goya y Lucientes (1746-1828), que vivió en Madrid durante la guerra contra la ocupación francesa, emprendió un viaje a Zaragoza entre el día 2 y el 8 de octubre de 1808 a petición del general José Rebolledo de Palafox (1775-1847) para conocer y así poder representar los sucesos de los Sitios de Zaragoza. En el transcurso de este trayecto pudo contemplar las crueles, sanguinarias y reales escenas de la guerra lo que dio lugar a una serie de 82 grabados realizados con la técnica del aguafuerte y titulada Los desastres de la guerra. Realizada entre los años 1810 y 1815, en ellos plasmó el horror de la guerra de una manera especialmente cruda y penetrante. Las estampas detallan de forma gráfica -aún no existía la fotografía- las más horrendas crueldades, brutalidades sanguinarias y barbaries cometidas en la Guerra de la Independencia española.

Antes de la Semana Santa ofreció la pastoral universitaria de la Universidad Pontificia Salesiana de Roma una oración para los estudiantes. Era por la paz. En ella pudimos contemplar que la guerra no tenía un solo escenario, sino muchos y en todos los rincones de la tierra. Por desgracia, aunque la guerra en Ucrania sea la que más consecuencias negativas está suponiendo a los países europeos, este conflicto no es el único activo actualmente en el mundo.

El Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) indica que existen al menos otros 25 conflictos armados repartidos en el globo terráqueo en este 2022, excluyendo zonas de gran tensión socioeconómica, de dimensiones variables, pero con consecuencias comunes: muertes y sufrimiento entre población inocente. Estos son algunos de los más importantes: Indonesia (provincia de Aceh), Afganistán, Argelia (fase de relativa calma), Birmania (guerra entre el gobierno y la etnia Rohinya), Burundi (en 2004, se reanudaron las guerras civiles étnicas), Brasil (guerra entre los cárteles de la droga y el gobierno), Colombia (sangrienta guerra civil entre el gobierno, los paramilitares y los grupos rebeldes de extrema izquierda), Congo (los ejércitos regulares de seis países luchan en territorio congoleño por el control de recursos naturales), Costa de Marfil (desde 1993 guerra civil y gran inestabilidad), Egipto (enfrentamientos entre el gobierno egipcio y grupos fundamentalistas islámicos armados), Eritrea-Etiopía (por fronteras claras y definitivas), Filipinas (guerra entre el ejército de Manila y los militantes del Frente Moro de Liberación Islámica (FMLI), Yemen (conflicto entre los rebeldes chiíes Houthi y el gobierno de Abed Rabbo Mansour Hadi), Irak (guerra entre la oposición y el gobierno), Israel-Palestina (tensiones entre un Estado árabe y otro judío), Libia (desde  2014, una segunda guerra civil entre dos coaliciones), Cachemira (levantamiento, guerra por delegación entre los dos gigantes asiáticos, Pakistán e India), Kurdistán (más de medio siglo de conflictos), Nepal (entre la guerrilla maoísta y la monarquía constitucional), Nigeria (dividida en más de 250 grupos étnico-lingüísticos diferentes, la mayor violencia proviene del grupo terrorista Boko Haram), República Centroafricana (guerra civil que enfrenta a los rebeldes de François Bozizé, antiguo jefe de las fuerzas armadas, con el presidente), Siria (guerra civil), Somalia (guerra de poder extremadamente violenta entre los distintos clanes), Sudán  (guerra civil), Uganda (guerra civil) y Ucrania (invadida por Rusia en 2022).

Decidamos pronto ¿Gloria o tumba?, mejor paz y vida digna ¿no?

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

También te puede interesar…

¡No matarás! (2)

¡No matarás! (2)

Artículo original publicado en Vida Nueva el 11/06/2022 Fue noticia mundial la...

Señas de identidad salesiana

Señas de identidad salesiana

Había ganas de fiesta. Tras estos dos años especiales a causa de la pandemia, la Familia Salesiana ha vuelto a...