Finaliza el plan formativo para agentes de educación afectivo-sexual

16 febrero 2024

Centro Nacional Salesiano de Pastoral Juvenil

l

Una formación integral y práctica para abordar la sexualidad desde una perspectiva completa para el ser humano.

El Centro Nacional Salesiano de Pastoral Juvenil finaliza con éxito las sesiones presenciales del plan formativo para agentes de educación afectivo-sexual en Madrid. Este itinerario formativo, que combina sesiones presenciales y online, tiene como objetivo dotar a los educadores de las herramientas necesarias para abordar la educación afectivo-sexual de forma integral y coherente con la visión cristiana del ser humano.

El plan, que se enmarca en la exhortación postsinodal Amoris Laetitia y en los planteamientos del Seminario de estudio sobre «Familia y Pastoral Juvenil», ha contado con la participación de educadores, docentes, orientadores y animadores de ambas inspectorías salesianas que desarrollan su labor en las obras salesianas.

José Miguel Núñez, director del Centro Nacional, nos comenta cuál ha sido el punto de partida para programar y ofertar este itinerario, desde la Pastoral Juvenil de España:

La exhortación apostólica Amoris Laetitia nos ha invitado a impulsar y renovar la educación afectivo-sexual de nuestros niños, adolescentes y jóvenes desde la antropología cristiana y en diálogo con la cultura que habitamos. Nuestro itinerario pretende ofrecer una perspectiva luminosa de la sexualidad humana siguiendo el magisterio de Francisco: “Es difícil pensar la educación sexual en una época en que la sexualidad tiende a banalizarse y a empobrecerse. Sólo podría entenderse en el marco de una educación para el amor, para la donación mutua” (AL 280).

Testimonio y experiencias sobre este itinerario formativo

Como bien nos indica Núñez, el curso no se limita a proporcionar datos biológicos o psicológicos, sino que va más allá, ofreciendo a los educadores las herramientas necesarias para abordar la educación afectivo-sexual de forma integral y práctica. Por ello, el equipo pedagógico, junto a la Pastoral Juvenil, aterrizó los contenidos en cuatro dimensiones:

  • Afectivo-sexual: Claves biológicas, construcción de la identidad sexual, conducta sexual, apego, emociones y formación para personas con diversidad funcional.
  • Ético-religiosa: Amor y sexualidad en la Biblia, magisterio del Papa Francisco y ética de la afectividad.
  • Sociocultural: Cuestiones legales, antropología, análisis sociológico y cultural, y modelo de familia.
  • Pedagógica-preventiva: Claves socioculturales y culturales, acompañamiento en la maduración, prevención del embarazo adolescente, violencia en la pareja, abusos y estilo salesiano.

 

Uno de los mayores retos de la educación afectivo-sexual es conseguir integrarla de forma transversal y prioritaria en todos los ambientes en los que trabajamos con adolescentes y jóvenes. Las personas que trabajamos en educación debemos ser conscientes de que educamos no solo con lo que decimos, sino también con lo que no. Así, en el ámbito de lo afectivo-sexual, la educación inespecífica toma especial importancia. Por ello, es importante formar a las personas que en colegios, centros juveniles, plataformas sociales y parroquias comparten su día a día y aportan al desarrollo madurativo de adolescentes y jóvenes, para que puedan contar con herramientas bien fundamentadas para ese acompañamiento.

Laura Alcántara

Equipo pedagógico del plan formativo, Técnica de la Federación Bosko Taldea de Centros Juveniles

Tenemos abiertos muchos momentos para hablar de lo afectivo-sexual en nuestras presencias. El reto es que sean más: momentos en los que los jóvenes puedan hablar entre ellos y con adultos de la sexualidad de un modo serio. Momentos que pueden dar la oportunidad de hacer una reflexión personal y serena ante la disparidad de visiones, ideas y estímulos que reciben los jóvenes. Momentos para orientar su propia biografía afectivo-sexual desde sus valores. Para poder ofrecer esos momentos, se están dando pasos importantes para preparar a personas que afronten este reto. Por ejemplo, es ilusionante ver que se incluye la educación afectivo-sexual en la formación de animadores, en las plataformas sociales, en este curso de educación afectivo-sexual. La misma pastoral juvenil salesiana a nivel mundial está trabajando el tema afectivo-sexual.

Manu Iribarren, Salesiano SSM

Equipo pedagógico del plan formativo, Pastoral Juvenil de Salesianos Pamplona

Docentes en centros educativos y Salesianos nos cuentan cuál ha sido su vivencia y conocimientos adquiridos en este plan formativo.

 

Esta formación nos ayuda fundamentalmente a conectar con una dimensión humana esencial y siempre que acudimos a lo humano, a lo que somos, seremos más capaces de conectar con los chicos y chicas de corazón a corazón. Es imprescindible que nos conozcamos también en este ámbito para poder comprender lo que nuestros jóvenes viven.

Rubén Ponce, Salesiano SMX

Alumno

La formación teórica recibida en las clases magistrales por parte de los profesores y ponentes ha sido fantástica. Cuentan con gran experiencia y formación, cada uno en su campo: científico, mundo de la salud, nuevas tecnologías, educación, pastoral… Esto nos ha ayudado a descubrir que hay mucho por leer, estudiar y fuentes donde documentarse de manera adecuada para ofrecer un proyecto integral de calidad a nuestros chicos y chicas.

Alicia Montiel

alumna, Docente en Salesianos San Bartolomé de Málaga

Creo que lo aprendido en el curso es el ‘pistoletazo de salida’ que precisa crear equipos en los centros. Ser un verdadero agente de educación afectivo sexual implica tiempo, estructura y dedicación. Me llevo la certeza de que es posible y deseable disfrutar de una sexualidad sana, compatible 100% con un enfoque cristiano, que pone al amor y la responsabilidad en el centro de todo.

Azucena Martínez

Alumna, Docente en Salesianos Santander María Auxiliadora

Los adolescentes y jóvenes no rehusan hablar de la sexualidad. Tienen mucho interés y ganas. El problema principal es que puedan hacerlo en un entorno seguro y de confianza. Y para eso hace falta, como mínimo, dos requisitos: la actitud acogedora, oyente e interpelativa con conocimiento sobre el tema, por parte del adulto; y el otro es que esta comunicación, para que sea segura y de confianza, se haga en pequeños grupos de afinidades, no siempre todo el grupo junto.

Jaume Bernadet

Alumno , Coordinador de Pastoral Juvenil en Salesians Sant Vicenç dels Horts

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


El periodo de verificación de reCAPTCHA ha caducado. Por favor, recarga la página.

También te puede interesar…

ActualidadSocialssm
Claves para la detención precoz del suicidio en menores

Claves para la detención precoz del suicidio en menores

El Grupo Intereclesial de Protección a la Infancia y Adolescencia en Riesgo, conformado por varias organizaciones incluyendo Cáritas Española y la Subcomisión Episcopal de Migraciones y Movilidad Humana, ha llevado a cabo una jornada el 9 de abril, enfocada en la prevención del suicidio y la identificación temprana de conductas autolesivas en niños, niñas y jóvenes.